Desalojan comunidad de campesinos en Panamá

0
807
Víctimas denunciaron ante la FAO el desalojo de campesinos panameños y la destrucción de sus cosechas para entregar las tierras a la transnacional estadounidense Del Monte, confirmó hoy una fuente a Prensa Latina.

Ada Pinzón, líder de los productores agrícolas perjudicados, explicó que hizo en un foro de esa institución revelaciones de las injusticias cometidas por las autoridades contra quienes tienen el ‘derecho posesorio’ por producir durante casi dos décadas en unas seis mil hectáreas de tierras estatales abandonadas.

Al hablar en la sede de la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO), la campesina dijo que esos productores de la zona de Barú, en el extremo occidental de Panamá, crearon un campamento de resistencia y se niegan a salir de sus estancias, donde además tienen casas y familias.

‘En este lanzamiento de la agricultura familiar estamos celebrando a nivel de los países, pero mi país llora. Y de verdad quiero llorar. De verdad quiero gritar. Yo me siento frustrada como productora por ver a mis hermanos baruenses en estos momentos ser víctimas de atropellos’, exclamó en la sede del organismo en Roma, Italia.

Mientras, en Barú, la campesina Inés Guillén dijo a Prensa Latina que la Policía les disparó con armas de fuego, lo cual se demostró con un herido de bala en un brazo y los múltiples casquillos encontrados en el lugar del enfrentamiento, del tipo que usan las autoridades.

Negó las acusaciones de los uniformados quienes en un comunicado oficial informaron que usaron contra ellos armas de fuego, pero reconoció que sí les lanzaron piedras, las cuales causaron heridas a policías y daños a sus vehículos, según el parte.

En una incursión anterior, detuvieron a varios campesinos para permitir que equipos pesados entraran a los cultivos y destruyeran plantaciones en plena producción y viviendas, lo que provocó la ira de los estancieros, quienes se lanzaron sobre los equipos y los obligaron a retirarse, dijo Guillén.

La mujer fue una de las protagonistas de la defensa en esa primera ocasión, donde encaró a tropas bien armadas, ‘porque ese es nuestro sustento’, argumentó la campesina, quien dijo estar dispuesta a resistir para evitar que los echen de esa zona donde cosechan alimentos, ‘y no vamos a permitir un atropello más’.

Este Gobierno no quiere reconocer nuestros derechos, ‘por eso nos estamos defendiendo, porque no queda otra alternativa, porque hasta aquí nuestros abogados han hecho todo lo posible para que la justicia se vea, pero no se ve. Porque esos policías están obedeciendo órdenes de jueces de paz y esto no es su competencia’, afirmó.

Ante la falta de respuesta de apelaciones en las instancias legales superiores y la ejecución del fallo de una jueza de la Justicia Comunitaria de Paz, el grupo integrado por unas 400 familias se unió y repelieron sendas incursiones de uniformados, acto que calificaron de ilegal, anticonstitucional y despojo de sus derechos.

El desalojo fue ordenado porque obstrucciona el contrato -con carácter de ley- donde el Estado concesiona a Del Monte una extensa área para la producción de frutales, y el propio texto del pacto calificó de ‘invasores’ a los productores agrícolas que ocupan parte de esas tierras, sin que un tribunal competente fallara sobre el asunto.

El abogado de las víctimas, Santander Tristán, aseveró a periodistas que los protege legalmente el Código Agrario vigente en el país, que en su artículo 157 consigna el derecho a quien mantenga la posesión agraria pública y las dedique a la producción agraria ‘no interrumpida durante quince años, sin necesidad de título’, requisito que cumplen sus representados.

En mayo del 2017, ante la oleada de críticas, una nota oficial de la Presidencia explicó sobre la ‘reactivación de Barú’, y ratificó que Del Monte se compromete a invertir más de 100 millones de dólares en siete años, lo que según la fuente, generará tres mil 100 empleos directos y 12 mil indirectos.

FUENTE PRENSA LATINA

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here